Paciencia, paciencia…no solo para el skin care, sino para la vida! Muchas veces las mejores cosas toman tiempo y nuestra piel no es la excepción. Todos queremos resultados inmediatos y hasta mágicos, pero debemos entender que cuando iniciamos una rutina de cuidado de piel con productos nuevos, toma tiempo ver los resultados. Ya sea que hayas adquirido varios productos o bien, uno solo, puede tomarte entre 4-8 semanas para comenzar a ver algún efecto en tu piel. 

Algunas veces cuando compramos algún producto, puede ser que desde el día siguiente veamos un gran impacto en la piel, por ejemplo si tenemos la piel súper seca y compramos una crema con activos emolientes y humectantes, al día siguiente nuestra piel está bien hidratada, o por ejemplo si padecemos de acné y compramos una crema matificante, al día siguiente nuestra piel está mate y sin grasa extrema, pero con temas de hiperpigmentaciones, acné quístico, rosácea, sensibilidad, etc, puede tomar algún tiempo.

Si ya pasaron más de 6 semanas y nuestros nuevos productos nos están provocando picazón, rojez, irritación, resequedad, grasa extrema, acné mayor al normal o alguna otra condición, es mejor parar de utilizarlo, ya que estas son señales muy claras de que nuestra piel no esta recibiendo de buena manera el producto que estamos aplicando. Muchas veces pasa esto cuando compramos productos de mala calidad o que no son acordes a nuestro tipo de piel. 

Otro consejo que me gusta dar a nuestras lindas #mistianas es que cuando compran 2-3 productos, pueden irlos agregando paulatinamente en un lapso de 1 semana ½, por ejemplo, si compramos un jabón, un tónico y una crema, comienzo utilizando el jabón 3 días seguidos, luego agrego el tónico y utilizo el jabón y el tónico otros 3 días más y por último agrego la crema  para que en 9 días ya se hayan probado y combinado los 3 productos, porqué hacer esto? Si lo hacemos de esta manera, si algo nos llega a caer mal, podremos identificar, qué fue…muchas veces se ponen todo de un solo y luego quieren eliminar todos los pasos de la rutina, cuando quizás solo es 1 producto el que la piel no tolera y no todo el “kit”. Por supuesto que si te asesoran, de acuerdo a tu tipo de piel y necesidades, tu piel va a recibir los nutrientes de tus productos y no habrá necesidad de alternar nada. 

Un buen producto en tu rutina se debe sentir bien al aplicarlo en tu piel, fresco, suave, hidratante, ni irritante, no pesado…acorde para TU PIEL. Nadie más que TÚ sabe lo que le cae bien a tu piel, así que no olvides poner atención a estos pequeños detalles y si aún no tienes tu rutina, en #mist te armamos la tuya!!!

Hasta la próxima #mistianas!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.